Attack of the Killer Kittens: ser el último gatito con vida

Cada gatito cuenta con nueve vidas. Si las pierde todas, ya no habrá vuelta atrás. ¿Quién podría asesinar a un tierno gatito? La respuesta es sencilla: los de su especie. Estas adorables e “inocentes” criaturas se han propuesto acabar unas con otras en el juego de cartas Attack of the Killer Kittens.

Attack of the Killer Kittens

KITTEN ARMAGEDDON

Attack of the Killer Kittens es un nuevo juego de cartas, de 2 a 4 jugadores. Creado por Next Left Studios, ofrece partidas muy rápidas en las que prima la acción a través de una mecánica de juego muy sencilla. En la recta final de su campaña de búsqueda de financiación en Kickstarter, ya ha recaudado más del 80% de su objetivo inicial.

Desde ella, puede adquirise a un precio de 20 dólares (envíos a todo el mundo, pero sin gastos de envío incluidos). En caso de que supere su objetivo, será enviado a los jugadores en mayo de este año. Hay que tener en cuenta que se trata de un juego en inglés y que sus cartas incluyen un pequeño texto. Sin embargo, su gran sencillez implica que no sean necesarios grandes conocimientos en el idioma.

Así pues, Attack of the Killer Kittens se conforma como un juego de estrategia compuesto por 52 cartas en el que los participantes se ponen en la piel de gatitos asesinos. Antes de empezar, cada jugador recibe nueve cartas. El mismo número que las vidas iniciales.

Attack the Killer Kittens Kickstarter

En su turno, cada uno jugará una carta de acción delante del siguiente jugador en turno. Existen cartas de ataque, destinadas a quitar vida a los rivales. Por su parte, las cartas de defensa, conocidas como Hero Kittens, permiten anular ataques. Si no se dispone de una de ellas que permita defenderse, se perderá una vida.

Esta mecánica se repite hasta que solo quede un felino con vida, convirtiéndose en el ganador. En palabras de sus creadores, cuantos menos jugadores queden, más emocionante será la competición. Sin embargo, el hecho de que los participantes se eliminen de la partida puede suponer un punto negativo para los que huyen de este tipo de juegos.

Detrás de su jugabilidad, se esconden las cartas que cambian el sentido de giro y las que evitan ataques, que se desvían hacia el participante de al lado. Las cartas especiales de ataque prometen ser uno de los mayores atractivos del juego.

Entre ellas, aparece Ninja Kitten, que restará dos vidas a un oponente, Chameleon Kitten, a modo de comodín, o Kitten Armageddon. El jugador que consiga esta carta cuenta con una gran ventaja: puede eliminar a cualquiera en un solo turno si se pone en juego, ya que permite eliminar nueve vidas.

Este juego de pequeño tamaño está recomendado para mayores de siete años. Con una gran presencia del azar en el reparto inicial de ataques, también está presente la estrategia, ya sea a la hora de elegir las mejores cartas, de ordenarlas o de decidir cuál de ellas jugar ante cada uno. Su diseño, aunque sencillo, pretende reflejar de forma humorística las distintas acciones de los gatos.

  • No es el juego de gatitos que merecemos, es el juego de gatitos que necesitamos.