Plano Detalle: Destroy BCN!

Mover el monstruo y activar o mover dos ejércitos. Así se resume un turno de Destroy BCN!, uno de los juegos de mesa más recientes del mercado nacional. Creado por Toni Serradesanferm e ilustrado por Pepe Boada y Siscu Bellido, ya se encuentra a la venta de la mano de GDM Games.

Como su propio nombre indica, se ubica en Barcelona. Los jugadores se convierten en unos monstruos que acaban de arrasar la ciudad, destrozando todo a su paso. El ganador será aquél que consiga ser invencible o, lo que es lo mismo, que reúna la mayor cantidad de puntos.

Cada criatura está representada por un dado y sus principales rivales pasan por el resto de monstruos y por las unidades del ejército. Es por ello que los enfrentamientos serán constantes en toda la partida. Ésta puede disputarse individualmente, entre dos y tres jugadores, o por grupos, en competiciones para cuatro.

Tras la reseña publicada hace unos días, en la que detallamos sus reglas, así como nuestras conclusiones, Destroy BCN! protagoniza un nuevo capítulo de Plano Detalle. El color de los componentes se convierte en protagonista, en perfecta conjunción con las calles y monumentos de Barcelona.

GALERÍA DE IMÁGENES DESTROY BCN!

Destroy BCN!

Componentes de juego.
Componentes de juego.
Cada jugador recibe una tarjeta de monstruo, el dado de su color y una bolsa con diez cubos.
Cada jugador recibe una tarjeta de monstruo, el dado de su color y una bolsa con diez cubos.
Las partidas de 2 a 3 jugadores se jugarán individualmente. Se colocan los dados en las casillas iniciales con un valor de 'dos' y se introducen los ejércitos en la bolsa negra.
Las partidas de 2 y 3 jugadores se juegan individualmente. Se colocan los dados en las casillas iniciales con un valor de ‘dos’ y se introducen los ejércitos en la bolsa negra.
Las de 4 se jugarán en grupos de dos. Las reglas son las mismas, pero la puntuación entre sus miembros es conjunta.
Las de 4 se juegan en grupos de dos. Las reglas son las mismas, pero la puntuación entre sus miembros es conjunta.
El turno de cada jugador comienza con la acción de movimiento del monstruo. El dado rueda en la dirección deseada, recogiendo los cubos que encuentre a su paso.
El turno de cada jugador comienza con la acción de movimiento del monstruo. El dado rueda en la dirección deseada, recogiendo los cubos que encuentre a su paso.
Durante esta acción, pueden producirse ataques a otros monstruos. El defensor tendrá que pagar tantos cubos como indique el valor de fuerza del atacante.
Durante esta acción, pueden producirse ataques a otros monstruos. El defensor tendrá que pagar tantos cubos como indique el valor de fuerza del atacante.
Los ataques al ejército también son constantes. Si el monstruo supera el valor de la pieza, la guardará en su bolsa.
Los ataques al ejército también son constantes. Si el monstruo supera el valor de la pieza (verde 1; marrón 2; azul 3), la guardará en su bolsa.
 En la segunda fase, se introducen dos piezas del ejército en el tablero o se mueven, en caso de que ya no quedasen en la bolsa.
En la segunda fase, se introducen dos piezas del ejército en el tablero o se mueven, en caso de que ya no quedasen en la bolsa.
Durante el movimiento de ejércitos, un monstruo puede ser atacado. Pagará tantos cubos como correspondan al valor de esa unidad.
Durante el movimiento de ejércitos, un monstruo puede ser atacado. Pagará tantos cubos como correspondan al valor de esa unidad.
Las habilidades de los monstruos pueden llevarse a cabo siempre que las condiciones lo permitan.
Las habilidades de los monstruos pueden llevarse a cabo siempre que las condiciones lo permitan.

Destroy BCN!

La partida finaliza cuando se agoten los cubos, cuando sólo queden tres o menos ejércitos sobre el tablero o cuando un jugador sea eliminado.
La partida finaliza cuando se agoten los cubos, cuando sólo queden tres o menos ejércitos sobre el tablero o cuando un jugador sea eliminado.
En ese momento se cuentan los puntos. Cada cubo obtenido otorga un punto. Cada tres puntos en valor de ejércitos, uno.
En ese momento se cuentan los puntos. Cada cubo obtenido otorga un punto. Cada tres puntos en valor de ejércitos, uno.
El monstruo ganador será aquél con la mayor puntuación.
El monstruo ganador será aquél con la mayor puntuación.