LabRat: cómo escapar del Doctor StrangeCat (y de su gato)

Se cree que solo una de cada diez ratas consigue escapar del laboratorio en el que se experimenta con ellas. En el caso de LabRat, será, bajo todo pronóstico, una de cada cuatro. EL Doctot StrangeCat las utiliza para todo tipo de fines y, para colmo, su gato no les quita ojo de encima. La libertad es un premio complicado y a la atención del dueño y del vigilante del laboratorio hay que sumarle el poco compañerismo de los roedores.

LabRat

LA IMPORTANCIA DEL SEIS EN EL DADO

LabRat es un juego de mesa de 2 a 4 jugadores, con partidas de 15 a 30 minutos de duración. Creado por Wink&Moore Games e ilustrado por Alba Aragón (Guerra de Mitos), acaba de comenzar su campaña de búsqueda de financiación en Verkami. En ella, se esperan recaudar 4.500 euros, necesarios para que el juego se convierta en una realidad.

En caso de que alcance una mayor recaudación, se añadirán al juego nuevas cartas de pociones, de queso y de cápsula de inmunidad, así como un imán protagonizado por el gato protagonista en su versión más romántica. Aquellos que quieran hacerse con el juego pueden hacerlo con aportaciones de 20 euros. También existen recompensas que incluyen varias copias, imanes o la posibilidad de convertir a nuestro gato en protagonista del reto.

Todos los mecenas que colaboren con el proyecto recibirán su juego (y recompensas) a partir de la segunda quincena de marzo. ¿Pero en qué consiste esta apuesta? En LabRat, cada jugador se pone en la piel de una de las ratas del laboratorio. Su misión es sencilla: ser la primera en escapar del lugar. Sin embargo, llevarla a cabo es complicado por el largo camino a recorrer, por la vigilancia del Doctor StrangeCat y su mascota y, sobre todo, por la dura competencia entre jugadores.

Antes de empezar, se coloca el escenario con las cartas de juego, de forma que cada partida será diferente a la anterior. La casilla de huida estará colocada en el centro del tablero y, a su alrededor, aparecerán las tuberías por las que introducirse para tratar de escapar. Pero antes, es necesario pasar del suelo a la mesa del laboratorio, lo que da lugar a tres niveles de juego.

La tirada del dado será la que determine a qué casillas puede desplazarse cada rata y, a su vez, las recompensas que se pueden obtener: objetos de laboratorio, queso y trampas para el resto de las ratas. Sin embargo, si en ella se obtiene un seis no habrá avance ni recompensa. Se destapará una carta de gato que indicará el estado del animal. Así, puede disponerse a atacar, aunque también puede estar descansando o durmiendo.

Las cartas, además de crear un escenario y de tener forma de distintas recompensas, representan pociones a utilizar a lo largo de la partida. Con ellas podremos robar recursos a los rivales o utilizar trampas contra ellos. No hay que olvidar que solo el primer jugador que consiga llegar a la casilla de huida será el ganador. Además, hay que tener en cuenta que necesitará tener tres objetos de laboratorio y una determinada cantidad de queso.

LabRat se define como “un juego rápido, dinámico, estratégico, adictivo y con reglas fáciles de aprender”. Sus creadores reconocen estar totalmente en contra de la explotación animal y de su utilización para la experimentación. Prueba de ello es su colaboración con ASIDA (Associació de Defensa i Rescat Animal), a la que se destinarán parte de los beneficios de la campaña en Verkami.

LabRat juego de mesa

COMPONENTES DE LABRAT

  • 160 Cartas (Escenario, Objetos, Queso, Trampas y Pociones)
  • Dado de Seis Caras
  • 4 Fichas de Jugador
  • Instrucciones