Código Secreto, el significado oculto de ‘Cocina 3’ y ‘Navidad 2’

Los espías acostumbran a no utilizar sus verdaderos nombres. Es una buena forma de mantener la discreción frente al resto del mundo, pero puede poner las cosas muy difíciles a una banda de torpes agentes. ¿Cómo saber si ‘lavadora’ está en mi bando? ¿Y qué ocurre con ‘campana’? ¿Debo confiar en ‘ambulancia’?

Código Secreto, el nuevo juego de Devir, divide a sus participantes en equipos, con la misión de encontrar a todos los agentes de su bando antes que el contrario.

UN JUEGO POR EQUIPOS

Código Secreto es un juego de cartas de 4 a 8 jugadores, que cuenta también con una modalidad para dos participantes y con otra para tres. Con partidas de 15 minutos de duración, es una creación de Vlaada Chvátil, también responsable de Dungeon Lords.

Conocido como Codenames en su versión original, publicada por Czech Games Edition, llega con una edición en castellano de la mano de Devir. Esta tendrá un precio de 20 euros y se pondrá a la venta durante los primeros días de diciembre para ampliar el catálogo de la editorial antes de las fiestas navideñas.

En esta apuesta, los jugadores se organizan en dos grupos, con sus respectivos jefes espías. Estos serán los encargados de dar pistas a su bando para que traten de adivinar qué espías, de los situados en el centro de la mesa, pertenecen a su equipo. Aquel que antes complete su equipo se convertirá en el ganador. Por contra, si alguno da con el asesino no habrá tiempo para segundos intentos.

Codigo Secreto juego de mesa
Colocación de los componentes y de los jugadores antes de empezar.

UNA PARTIDA A CÓDIGO SECRETO (4-8 JUGADORES)

Antes de empezar, se barajan las cartas de nombre de espía y se colocan 25 en el centro de la mesa, en un espacio de cinco por cinco cartas. Tras esto, se colocan en montones separados las cartas azules y las rojas, que marcan los colores de los equipos, y las marrones, correspondientes a las personas no espías.

Por último, los dos líderes de ambos equipos reciben una tarjeta con las claves. En ella se muestra qué personas, de las 25 cartas de la mesa, pertencen al equipo azul, cuáles al rojo, quiénes son personas corrientes y cuál es el asesino. Con ello, no deberá moverse ni girarse para no arruinar la partida y para mantenerla oculta al resto. Para facilitar el juego, se recomienda que los dos líderes se sienten uno al lado del otro y el resto de miembros del equipo en el lado opuesto.

El líder de uno de los dos equipos comienza el juego, dando una primera pista para que sus compañeros encuentren a los espías correctos. Tras esto, da la vuelta al reloj de arena y los participantes tratan de dar solución a ella. Veamos un ejemplo. El líder del equipo azul quiere que su equipo marque a los espías con los nombres ‘pavo’ y ‘campana’ como espías azules. Así, dará la pista ‘Navidad 2’, ya que hay dos palabras que podrían estar relacionadas con las fiestas navideñas.

Con la esperanza de que su equipo logre ver la relación entre ambas, comienza el tiempo. Si el grupo logra dar con un espía de su color, es decir, azul, colocará una carta de su color encima de esa carta. En este caso, podrán seguir buscando el segundo término. Si vuelven a acertarlo, repetirán la misma operación, recibiendo una buena recompensa en forma de turno extra.

Sin embargo, si no diesen con un espía correcto, se colocará sobre él una carta roja (del equipo contrario) o de persona normal. En ambos casos, el turno pasará al siguiente equipo. En el primero, además de perder el turno, los jugadores habrán dado una ventaja al rojo. Así, el líder del equipo rojo, tras estudiar una posible relación entre los nombres en clave de los espías de su color, decide anunciar ‘cocina 3’. Esto significa que hay tres que se relacionan con el término.

El grupo seguirá con la misma mecánica de juego. Es importante aclarar que no hay número límite de palabras por decir. Un líder podría decir ‘amarillo 8’ para tratar de ganar en muy pocos turnos o ‘amarillo 1’. La segunda opción resulta mucho más sencilla, aunque también más lenta y menos divertida. En el momento en que un grupo marque a todos sus espías sobre el tablero, la partida finaliza, convirtiéndose en ganador. Por su parte, la partida también termina cuando un grupo encuentra al asesino (siempre hay uno). En ese caso, pierden automáticamente el juego.

Relación entre tarjeta de claves y tablero.
Relación entre tarjeta de claves y tablero.

CÓDIGO SECRETO PARA DOS Y TRES JUGADORES

Ya hemos visto como Código Secreto es un juego pensado para grupos. ¿Pero qué ocurre con competiciones entre dos y tres jugadores? En ambos casos, las partidas no son competitivas, sino cooperativas. En una partida para dos jugadores, ambos van en el mismo equipo. Uno de ellos será el líder y, el otro, tratará de encontrar a los agentes.

En esta modalidad se sigue la misma mecánica de juego. Sin embargo, en cada turno, el líder colocará una carta del equipo contrario (ficticio) sobre un agente. El juego termina si se consigue encontrar a todos los agentes del color propio. Si esto ocurre, se contarán las cartas del color contrario y, en función del número que quede, recibiremos un “correcto”, un “genial” o un “es difícil… de creer”.

Estas partidas cooperativas también pueden llevarse a cabo con más jugadores, sobre todo entre aquellos a los que no les apetezca competir. Por su parte, en las partidas para tres jugadores se puede seguir la modalidad anterior. Así, podrán cooperar los tres en un mismo equipo o competir, con dos jefes y un agente, que cumplirá órdenes para darle la victoria a uno u a otro jefe.

Codigo Secreto Devir
Cartas de agente rojo, agente azul, agente doble, transeúnte y asesino.

¿QUÉ TENGO QUE TENER EN CUENTA?

Si por algo destaca Código Secreto es por su rejugabilidad infinita. Sus 200 cartas de nombre secreto son reversibles, lo que da lugar a 400 términos. Así, cada preparación para la partida dará como resultado un escenario de juego muy diferente a cualquiera jugado con anterioridad. Incluso aunque una palabra coincidiese, la relación con las demás sería totalmente distinta.

Este juego de deducción cuenta con una preparación muy sencilla, que requerirá de pocos minutos. Sobre todo en la segunda partida, en la que solo hará falta darles la vuelta a las cartas. Aunque se trata de un juego en grupo, en el que los miembros de un mismo equipo deben hablar para relacionar términos, requiere de una gran concentración y memoria que lleve también a recordar pistas anteriores.

Es por ello que partidas con 4 jugadores funcionan muy bien (dos jefes y un miembro de cada grupo). En partidas de 5 a 8, algún miembro de los equipos podría no participar mucho dando su opinión sobre determinadas pistas, mientras que pueden aparecer los clásicos enfados por no estar de acuerdo.

Antes de comprarlo es importante determinar con qué jugadores piensa jugarse. En Código Secreto es de vital importancia no establecer demasiado contacto visual con los jefes para evitar que una simple sonrisa o un guiño de ojo se conviertan en lenguaje no verbal no permitido. Es por ello que los participantes deben tener claro que las trampas arruinan las partidas.

También es importante saber que las partidas para 2 y 3 jugadores no funcionan igual. En pareja, entra en juego el modo cooperativo, así como el jugador fantasma (aunque en menor medida que en otros juegos). Por su parte, en partidas para tres jugadores, la única competición será entre los dos jefes mientras que el tercero deberá esforzarse, aunque no obtendrá la victoria. Lo haga como lo haga.

Código Secreto incluye, además, dos variantes en las que no se dice el número de agentes tras pronunciar el término. De esta forma, y pensando en jugadores avanzados, se aumenta la dificultad del juego.

Con todo ello, estamos ante una apuesta muy divertida en partidas de 4 a 6 jugadores, en la que recomendamos variar la figura del jefe con gran frecuencia. Y es que, tomarse su tiempo para observar una posible relación entre las palabras es su mayor atractivo (siempre la hay aunque parezca imposible). Si el equipo va adivinando las cartas correctas, esta tarea será aún más reconfortante.

codigo secreto reseña

COMPONENTES DE CÓDIGO SECRETO

  • 200 Cartas de Nombre Secreto a Doble Cara
  • 16 Cartas de Agente en Rojo y Azul
  • Carta de Doble Agente
  • 7 Cartas de Transeúntes Inocentes
  • Carta de Asesino
  • 40 Tarjetas Clave
  • Soporte para Tarjeta Clave
  • Reloj de Arena
  • Instrucciones