Mascotas: ¿qué hace una pulga en mi tortuga?

Mascotas juego de cartas

El pasado año, os hablamos de MetalCorps, uno de los nominados al III Concurso de Protojuegos de Verkami. Ambientado en el 3013, la guerra de la tecnología, protagonizada por enormes máquinas de combate, estaba a punto de comenzar.

Es ahora cuando sus responsables, Atomo Games, ultiman los preparativos para su nuevo juego, Mascotas. Cambia por completo de temática y de reglas y lleva a sus participantes a cuidar a adorables criaturas, no exentas de enfermedades y rabietas.

 

HÁMSTERES, PERROS, PECES Y TORTUGAS

Mascotas es un juego de cartas de 2 a 8 jugadores, con partidas de 20 minutos de duración. Recomendado para mayores de 4 años, es una creación de Raúl López y Juan Carlos Ruiz, con ilustraciones de Francisco Millán.

Tal y como confirma Atomo Games, ya está terminado y en proceso de fabricación. Con ello, la editorial estima que podría ponerse a la venta a lo largo de este mes de abril. Compuesto por 82 cartas, convierte a sus jugadores en cuidadores de animales.

Todos desearán hacerse con el título de “mejor cuidador de mascotas” y, aunque acaban de cumplir su sueño de adoptar a un animal, no todo será tan maravilloso como parece. Una mascota debe estar perfectamente cuidada, por lo que el ganador será quien abastezca todas sus necesidades, sin enfermedades ni enfados.

Antes de empezar, cada participante recibe una carta de mascota, ya sea un hámster, un perro, un pez o una tortuga, que debe permanecer en secreto ante los demás. Se barajan todas las cartas de juego (cuidados, estados y acciones) y se reparten cuatro a cada uno.

Mascotas juego

El mazo central estará rodeado de las cuatro cartas de mascota grandes. La partida finalizará en el momento en que una de esas cartas grandes cumpla con los requisitos que se indican en sus esquinas y, a su vez, no tenga enfermedades ni esté enfadada. Su propietario se llevará la victoria.

En un turno, se pondrá en juego una carta de la mano, ya sea a modo de cuidado para la mascota o una carta de acción o de estado. Se sitúan en las esquinas de las mascotas grandes. Tras reponer su mano con una nueva carta, pasa el turno al siguiente, y así sucesivamente. Puesto que siempre será obligatorio jugar una carta, en ocasiones podremos vernos obligados a cuidar la mascota de otro jugador.

Las cartas de cuidado se corresponden con los requisitos de la mascota, en forma de comida, casa, aseo y juego. Las de estado se utilizan para hacer enfermar a un animal o para curarle.

La pulga colocada sobre una mascota sirve para enfermarle o para retirar una carta de veterinario situada sobre ella. El gato le enfada o anula una carta de mimos. Por su parte, el veterinario retira una pulga o protege ante futuros ataques, mientras que los mimos eliminan al gato o aislan al animal de sus garras.

Respecto a las cartas de acción, encontramos cinco tipos. Los niños traviesos mueven cartas de estado de una mascota a otra y los policías intercambian la mano con otro jugador.

La tienda de mascotas intercambia la carta de mascota inicial con la de otro jugador, dando un giro a la partida, y el científico loco retira todas las cartas que hubiera sobre un animal. Por último, el tornado obliga a todos a cambiar su mascota objetivo, ya sea con el jugador de la izquierda o con el de la derecha.

Mascotas, cuyas reglas pueden consultarse desde su web oficial, recurrirá a una mecánica sencilla para ofrecer una gran interacción entre jugadores mascotas, haciendo uso del arte del despiste. Al fin y al cabo, esa pulga en mi tortuga puedo habérsela colocado yo misma y, puesto que mi sueño es tener un pez, tal vez no tarde en visitar la tienda de mascotas…

 

COMPONENTES DE JUEGO

  • 32 Cartas de Cuidados
  • 20 Cartas de Estado
  • 18 Cartas de Acción
  • 8 Cartas de Mascota
  • 4 Cartas Grandes de Mascota
  • Instrucciones