Plano Detalle: Alex Colt

Alex Colt juego

Alex Colt: Cadete Espacial es una novela juvenil, escrita por Juan Gómez-Jurado e ilustrada por Fran Ferriz. Desde hace unas semanas es, también, un juego de mesa, fruto de la colaboración entre ambos y Alberto Corazón Arambarri.

Ya disponible de la mano de Zacatrus!, ofrece un reto semi-cooperativo de cuatro a diez jugadores. Con una mecánica propia de los roles ocultos, los cadetes tratarán de completar distintas misiones. Para su desgracia, los traidores zarkianos están entre ellos, dispuestos a fingir y a engañar para frustrar sus planes.

Tras la reseña publicada hace unos días, en la que expusimos nuestras conclusiones, explicamos sus reglas a través de catorce imágenes. Este Plano Detalle demuestra que la sencillez y la intuición son sus principales protagonistas.

GALERÍA DE IMÁGENES DE ALEX COLT

Alex Colt juego
Componentes de juego.
Alex Colt juego
Antes de empezar, se seleccionan las misiones atendiendo al número de jugadores o a la dificultad.
Alex Colt juego
Cada participante recibe una carta de personaje (oculta ante los demás) y tres de recurso.
Alex Colt juego
Durante su turno, el jugador llevará a cabo una acción, a escoger entre tres.
Alex Colt juego
1. Jugar una carta de recurso boca abajo sobre una misión.
Alex Colt juego
2. Descartar una carta.
Alex Colt juego
3. Bloquear a otro jugador.
Alex Colt juego
El turno finaliza con el robo de una carta.
Alex Colt juego
Cuando la misión tenga el mismo número de recursos que en ella se indica, se comprueba si se ha completado.
Alex Colt juego
Si esos recursos coinciden con los mostrados en la tarjeta, habrá sido un éxito, retirándose de la mesa.
Alex Colt juego
Si no coinciden, se descartan las cartas de recurso. La misión continúa, ya que no se habrá completado.
Alex Colt juego
Los cadetes ganan si se completan todas las misiones antes de que se agote el mazo.
Alex Colt juego
Los zarkianos vencen si aún quedan misiones por resolver tras agotarse el mazo y las cartas de la mano.
Alex Colt juego
La comunicación está permitida, aunque puede servir como ventaja para los “malos”. El despiste y la observación son claves para lograr el objetivo.