Así es Oilfield, el juego que ABBA Games editará en otoño

La editorial ABBA Games ha llegado a un esperado acuerdo con Paco Yanez para publicar su juego Oilfield. Se trata del tercer lanzamiento de ABBA Games en lo que llevamos de año tras Celestia y Feudalia, y en Consola y Tablero hemos querido explicar sus mecánicas.

Oilfield nos mete en el polémico pellejo de unos magnates del petróleo sin escrúpulos que descubren un yacimiento del preciado oro negro en las Islas Canarias. Conseguir una concesión del gobierno, levantar sus instalaciones y comenzar a extraer gas y petróleo será coser y cantar. ¡Esto es España, señores!

Oilfield-portada-ABBA-Games

APURAR HASTA LA ÚLTIMA GOTA

La comercialización del título estará lista para la Feria de Essen en octubre, pero ya conocemos el funcionamiento del juego. El objetivo último de Oilfield, concebido para entre tres y cuatro jugadores, es sumar más puntos de victoria que los rivales.

La partida se desarrolla en rondas en las que cada jugador realiza dos acciones, una pública que se indica sobre el tablero y otra oculta que se efectúa mediante una de las cinco cartas que tendremos siempre en la mano.

Las acciones públicas pueden ser:

  • Concesión: conseguir una licencia del gobierno para edificar una torre de extracción en una isla determinada. Se realiza una subasta en la que cada jugador indica cuánto está dispuesto a pagar. Quienes más dinero apuesten tendrán preferencia a la hora de elegir concesión.
  • Progreso: se compran las torres de extracción o ampliaciones de la refinería (propiedad de cada jugador en el que se almacenan los recursos).
  • Extracción: se extrae petróleo y/o gas de las torres. Esta acción está condicionada por la capacidad de extracción de las torres y el almacenamiento de la refinería.
  • Mercado interno: vender barriles de petróleo o gas a un precio fijo. A cambio el jugador recibe dinero o bonos.
  • Bonos: comprar bonos con dinero. Los bonos son la fuente principal de puntos de victoria.
  • Jugador inicial: convertirse en el jugador inicial en la próxima ronda.
  • Subsidio: cada ronda, el gobierno deposita una pequeña cantidad de dinero que se va acumulando en esta casilla hasta que un jugador lo reclama.

Oilfield-tablero

Las acciones ocultas, que funcionan de la misma forma que las públicas, son:

  • Concesión
  • Progreso
  • Extracción
  • Mercado interno
  • Exportación: disponible únicamente como acción oculta. Permite exportar petróleo a un precio variable según el número de jugadores que decidan exportar en la misma ronda. En el tablero figuran los precios, de forma que cuantos más jugadores exporten a la vez, más bajo será el precio del barril.

Las acciones se resuelven según el orden de los jugadores, primero las públicas y después las ocultas. Esto posibilita, por ejemplo, que las concesiones solicitadas de forma oculta queden sin efecto al haberse agotado en la fase de acciones públicas.

La partida termina cuando el petróleo de dos de los tres yacimientos de las islas se agota por completo. Junto a los bonos, otros factores que conceden puntos de victoria  son las ampliaciones de la refinería y las concesiones.

Por último y como curiosidad, en Oilfield irrumpirá Greenpeace para sabotear a los jugadores e impedir acciones como la extracción de petróleo y gas. Que no se diga que en el juego de Paco Yanez no está todo bien pensado.