Presentado Decedario, un juego de mesa terapéutico

Decedario

“Un juego de mesa terapéutico para ayudar a la rehabilitación de personas con dificultad en el lenguaje y la comunicación”. Así se define Decedario, proyecto que busca financiación en Verkami.

 

LA UTILIDAD DE DECEDARIO

Decedario se define como un juego de mesa sin límite de edad, recomendado a partir de los cinco años. Compuesto por un marco y piezas de imagen, contraforma, iniciales, palabras, sílabas y fonemas, nos lleva a trabajar las destrezas del lenguaje, motoras, perceptivas y cognitivas.

Así, tras colocar una imagen en el marco, correspondiente a una acción, situaremos las demás. El verbo al que representa se unirá a la primera de sus letras, mediante las piezas de contraforma e iniciales. Debajo situaremos el término, ya sea mediante una ficha de palabra o con las de sílaba o fonema.

Con el objetivo de que el propio jugador pueda corregirse, las piezas cuentan con unos colores en la parte superior. Deben coincidir con los mostrados en el espacio inferior de la imagen. Así, una fotografía donde se muestra un beso, tendrá que relacionarse con el verbo besar. Colocaremos su ficha de palabra o sus sílabas o fonemas.

Esta propuesta está dirigida a personas con Daño Cerebral Adquirido, autismo, alzheimer, Parkinson, síndrome de Down y dislexia, entre otras patologías. De esta forma, puede ser utilizada en casa o en centros de rehabilitación, colegios, hospitales y residencias. Su sencillo diseño evita las posibles distracciones.

Acciones y verbos promete ser el primer juego de una larga serie, que englobe temas como las emociones, las partes del cuerpo o la ropa. En un futuro, podría contar con una aplicación para móviles, en complemento con el juego de mesa.

Se trata de una creación de Diana de Arias, diseñadora gráfica que sufrió un DCA (Daño Cerebral Adquirido) que le cambió la vida. Con el objetivo de ayudar a otras personas en su proceso de rehabilitación, creo Decedario. Tras un largo proceso de desarrollo, busca financiación en Verkami.

Si alcanza los 10.000 euros, será una realidad entre los meses de febrero y marzo. Su precio durante la campaña es de 52 euros, con gastos de envío a España. Incrementando esa cantidad, pueden añadirse una bolsa o una carta de agradecimiento. Los mecenas podrán decidir entre quedárselo o donarlo a una asociación.