Así es Captain Silver, nominado al Kinderspiel des Jahres 2017

Captain Silver

Este mismo lunes, se dará a conocer el ganador del Kinderspiel des Jahres 2017. Hace unos días, detallamos cómo era The Mysterious Forest, uno de los nominados, y es ahora cuando hacemos lo propio con Captain Silver, otro de ellos.

A la espera de saber qué título se llevará el galardón de Mejor Juego de Mesa Infantil en los que son considerados los premios más prestigiosos del sector, reseñamos esta apuesta competitiva, ambientada en el mundo de los piratas.

 

PIRATAS EN BUSCA DEL TESORO LORO

Captain Silver es un juego de mesa infantil de 2 a 4 jugadores, con partidas de 20 minutos de duración. Recomendado para mayores de 6 años, es una creación de Wolfgang Dirscherl y Manfred Reindl. Su edición original corresponde a Queen Games.

En esta novedad, los jugadores se ponen en la piel de piratas. Aunque el objetivo es hacerse con la mayor cantidad de puntos, en forma de monedas de oro y cofres del tesoro, su mecánica de juego se basa en la búsqueda de loros, botellas, mapas, anclas, cañones y espadas, entre otros elementos.

Captain Silver reseña

La partida se desarrolla en un tablero modular, a personalizar antes de comenzar la competición. No existen turnos, por lo que todos los participantes tratarán de encontrar los objetos correctos al mismo tiempo. La harán introduciendo la mano en sus respectivas bolsas, mediante el sistema de extracción de componentes.

 

CAPTAIN SILVER: UNA PARTIDA

Tras crear el escenario de juego, con el tablero de isla del tesoro, los cuatro de océano y el de volcán, se sitúan las cartas de tesoro en sus respectivos espacios. Las de isla y tres de volcán se dejan a un lado. Cada jugador recibe tres monedas de oro, así como su ficha de barco, a colocar en la casilla inicial del tablero de isla.

Obtiene, además, un saco y las 16 fichas de objeto de su color. Tras introducirlas en él y agitarlo, comienza la partida. Ésta se compone de tres rondas. En cada una de ellas, los jugadores extraen objetos de sus bolsas, de manera simultánea. La ronda finaliza con una evaluación.

1. Extracción de objetos. Los jugadores tomarán objetos de su bolsa para situarlos en las distintas casillas de los tableros de océanos, haciendo coincidir ese objeto con el símbolo en ella. Deberá comenzarse por la fila inicial y continuarse hacia abajo.

Cada vez que alguien extraiga un objeto que no coincida con ninguna casilla libre, irá a parar a la zona del volcán. Esta mecánica se repite hasta que la última casilla de una columna sea ocupada.

Captain Silver board game

2. Evaluación de la ronda. Se extrae la primera carta del mazo de isla para determinar por qué columna comenzará la evaluación. Las casillas con el objeto correcto sobre ellas conferirán a su propietario los beneficios que en ella se indiquen, a modo de monedas o de avance por el tablero. Un objeto incorrecto le hará perder una moneda.

Mientras que las monedas de oro se dejan de forma visible en su lado de la mesa, la segunda recompensa implica avanzar al barco propio tantas casillas como correspondan en el tablero de isla, respetando la dirección.

Si el barco pasa por una casilla de moneda, el jugador gana una. Por su parte, si cruza una de tesoro podrá mirar todas las cartas de cofre de tesoro, quedarse una (boca abajo) y volver a dejar las restantes en su lugar.

A continuación, se extrae una nueva carta de isla para evaluar la siguiente columna, y así sucesivamente. La ronda termina levantando una carta de volcán. En ella, se mostrarán varios objetos. Si alguien tiene un objeto sobre esa zona que coincida con esos dibujos, perderá una moneda.

Tras devolverse los objetos a las bolsas de sus propietarios y volver a barajar las cartas de isla, comienza una nueva ronda. Esta mecánica se repite hasta extraer la última carta de volcán, es decir, al final de la tercera ronda. Se descubren las cartas de cofre de tesoro ganadas y su valor se sumará al de las monedas obtenidas. El ganador será el que posea la mayor cantidad.

 

CAPTAIN SILVER: ¿MERECEDOR DEL PREMIO?

Captain Silver se define como un juego de mesa infantil, pero en este caso, la etiqueta de juego familiar le sentaría mejor. Sus reglas resultan muy sencillas de entender y de llevar a cabo, pero ese desafío táctico del que presume atraerá a un buen número de adultos.

Su mecánica de juego se basa en extraer objetos de las bolsas individuales. Pero no objetos cualquiera. En ocasiones, será preferible buscar a ciegas aquél que nos reporte un buen número de monedas, mientras que en otras nos saldrá más rentable avanzar. Al fin y al cabo, nuestro barco puede estar a muy pocas casillas de un cofre del tesoro.

Captain Silver Kinderspiel des Jahres

Mientras que recapacitamos sobre qué objeto nos conviene más, no debemos olvidar que no podremos colocarlo en cualquier casilla. Cada pocos segundos, irán liberándose algunas, mientras que otras quedarán ocupadas. La rapidez mental y la capacidad para reaccionar ante espacios cambiantes resultan claves para la victoria.

Los participantes más lentos, o quienes no tengan un buen plan, se encontrarán con una zona del volcán repleta de sus objetos, con sus consecuencias negativas. Teniendo en cuenta que ningún objeto volverá a la bolsa durante una misma ronda, esto será más común de lo que pueda parecer.

La extracción de objetos, una locura en sí misma, resulta tan divertida como la evaluación. Empezar por una isla o por otra tendrá distintas consecuencias. En ella, comprobaremos cómo las prisas han jugado más de una mala pasada y, tal vez, ya no nos cuadren las cuentas. Sin ese primer avance por el tablero, no alcanzaré la casilla deseada y, por tanto, no habrá cofre del tesoro.

Con ello, se crea una jugabilidad emocionante y repleta de nerviosismo. Los niños (y los adultos) no podrán quejarse de la inexistente espera entre turnos y disfrutarán al máximo de una competición caótica. Sus componentes contribuyen a esa placentera experiencia de juego.

Los tableros son reversibles, mientras que su disposición cambiará de una partida a otra. Se apuesta, así, por la rejugabilidad. Uno de sus puntos a favor, más allá de su colorido y de su sencillez en cuanto a símbolos, es la posibilidad de encajar todos los tableros, como si de un puzle se tratase. Porque no hay nada más incómodo que ver como se desmonta todo.

Captain Silver juego de mesa

Por tanto, ¿es merecedor del Kinderspiel des Jahres 2017? Al contrario de lo que ocurría en The Mysterious Forest, Captain Silver es un buen candidato para hacerse con el premio. Sin recurrir a mecánicas revolucionarias, se basa en la propia diversión, capaz de introducir a los más pequeños en el mundo de los juegos de mesa.

Si mientras tanto podemos utilizarlo como herramienta educativa, mejor todavía. En este caso, sirve para potenciar el reconocimiento de formas mediante el tacto, a la vez que refuerza las operaciones simples y la rapidez a la hora de reaccionar. Permitirá al niño mirar en perspectiva mientras se sumerge en una atractiva temática.

 

COMPONENTES DE JUEGO

  • 4 Tableros de Océano (Doble Cara)
  • Tablero de Isla del Tesoro (Doble Cara)
  • Tablero de Volcán
  • 10 Cartas de Cofre de Tesoro
  • 5 Cartas de Volcán
  • 4 Cartas de Isla
  • 64 Objetos de Pirata
  • 38 Monedas
  • 4 Fichas de Barco Pirata (Soporte)
  • 4 Bolsas de Pirata
  • Instrucciones